Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Pastel de patata y atún

Pastel de patata y atún
Receta de Maggi
Haz clic sobre las estrellas y puntúa esta receta Mejor en otro momento

39

votos
Fácil 8
personas
25 min.
de preparación
5 min.
de cocción

Qué me aporta esta receta...

¿Necesitas un poco de creatividad para alegrar tu cocina del día a día? Este pastel de patata y atún es una elección fantástica para incluir el pescado en tus menús cotidianos. A diferencia de otros pasteles de patata al horno, este pastel de pescado es un bocado para tomar en frío, así que puedes prepararlo con antelación y al día siguiente, tendrás esperándote una cena o una comida deliciosa, con la que disfrutar del sabor único de la cocina casera.

La receta de este pastel de patata y atún se inspira en los pasteles de pescado tradicionales de la cocina europea, muy extendidos a partir del siglo XVIII. El ‘fisherman's pie’ británico es una de las variantes más populares en esta época, preparado con pescado blanco, como el bacalao o el abadejo, y puré de patata. La cocina nórdica y asiática también cuenta con muchos ejemplos de recetas de pasteles de pescado, aprovechando las variedades típicas de cada región.

Si quieres darle a tus platos un toque sofisticado, este pastel de patata y atún es perfecto para lucirte. Su forma de preparación, distribuyendo sus diversos ingredientes en varias capas superpuestas, hace que este pastel resulte todo un espectáculo para la vista. Y ahora, ¿te apetece probarlo?

Si te interesa la cocina sana, este pastel de patata y atún constituye un magnífico exponente de la maestría de la gastronomía tradicional para combinar alimentos nutritivos y saludables, como el pescado, el huevo, la patata o las verduras, logrando un equilibrio perfecto desde el punto de vista del sabor.

¿Qué debes tener en cuenta a la hora de prepararlo? Tal y como has podido comprobar en la receta anterior, este pastel de patata y atún no requiere de una técnica depurada, por lo que resulta altamente recomendable para principiantes. Al usar puré de patatas en copos, no tendrás que perder tiempo cociendo, pelando y machacando patatas. Recuerda retirar del fuego el agua y la leche antes de incorporar los copos a la mezcla, para que no se pegue, y remover enérgicamente, hasta conseguir una textura homogénea y sin grumos.

Una vez tengas listo el puré de patatas, solo necesitas un poco de paciencia para montar el plato, creando varias capas con el relleno de atún, huevo, tomate y mayonesa y el puré de patata. Esta técnica de superposición es muy habitual para la preparación de pasteles de patata al horno. De esta forma, es posible jugar con la textura y el color de sus ingredientes para brindar a tu pastel de patata y atún una presentación realmente vistosa y atractiva.

En esta propuesta, apostamos por el atún como ingrediente principal. Este pescado azul destaca por su alto contenido en ácidos grasos Omega-3 y proteínas de alto valor biológico, además de vitaminas y minerales. Si te gusta invertir en productos nacionales, ¡prueba con el bonito del Norte! Utilizando este tesoro de los mares del Cantábrico, puedes convertir este pastel de patata y atún en un plato totalmente gourmet, fantástico para ocasiones especiales.

Si te apetece variar, esta receta de pastel de patata y atún también funciona bien con pescados blancos, como el bacalao típico de los pasteles de pescado tradicionales, o pescados grasos como el salmón, con un sabor más potente. También puedes aprovechar las verduras y hortalizas de temporada para conseguir un plato todavía más completo y saludable.

Finalmente, la presentación es clave para disfrutar de este pastel de patata y atún como se merece. Los huevos duros picados o rallados le darán el toque final perfecto a esta receta, añadiendo color. También puedes probar colocando unas rodajas de aceitunas o unas hojitas de perejil en la capa superior, o añadiendo un poco de pan rallado antes de hornear para conseguir un punto dorado y crujiente, que combinará a la perfección con la suavidad de la mayonesa.