Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Pastel de patata y carne

Pastel de patata y carne
Receta de Maggi
Haz clic sobre las estrellas y puntúa esta receta Mejor en otro momento

3

votos
Fácil 8-10
personas
30 min.
de preparación
50 min.
de cocción

Qué me aporta esta receta...

¿Te gustaría darle un toque diferente a tus cenas y comidas, pero no te gustan las complicaciones? Con este pastel de patata y carne te demostraremos que no necesitas invertir demasiado tiempo ni contar con una técnica depurada para lograr un plato completo y de lo más apetecible, que gustará a toda la familia.

El pastel de patata y carne forma parte de la gastronomía tradicional de muchos países europeos, con recetas tan famosas como el ‘shepherd's pie’ británico. Estos pasteles salados se hicieron muy populares por su alto valor nutritivo, usando como principal ingrediente un alimento asequible y fácil de cultivar, como la patata.

En esta receta, combinamos ingredientes de grupos alimentarios diferentes para conseguir un plato completo y equilibrado. La patata es rica en hidratos de carbono complejos, como el almidón, que se liberan de forma más lenta y aportan energía de forma gradual, por lo que resultan mucho más saciantes. Además, este pastel de patata y carne también representa un notable aporte de proteínas, gracias a su relleno de carne picada mixta, combinando carne de vacuno y de cerdo.

Si todavía no has descubierto las posibilidades del puré de patata para elaborar este tipo de recetas, ¡este pastel de patata y carne es la ocasión perfecta para estrenarte!

¿A quién no se le haría la boca agua ante este pastel de patata y carne recién salido del horno? Esta receta no solo constituye una propuesta culinaria deliciosa, también es una elección estupenda como receta de aprovechamiento, para sacar el máximo partido a los ingredientes que tenemos a mano en ese momento en nuestra nevera o nuestra despensa y rentabilizar hasta el último céntimo de nuestro gasto en alimentación.

Como te hemos mostrado, el primer paso para preparar este pastel de patata y carne es un buen sofrito de verduras. En esta ocasión, hemos optado por el calabacín, la zanahoria y el puerro por su sabor suave y su textura tierna. Si lo prefieres, puedes usar cualquier otra verdura que te guste: pimientos, cebolla, berenjena, brócoli, espinacas..., aunque te recomendamos apostar siempre por los productos de temporada.

En cuanto a la carne, ¿qué cortes son más adecuados para este pastel de patata y carne? En los primeros pasteles de carne que aparecieron en Europa, como el pastel de pastor, el relleno más habitual era la carne de paloma, mucho más barata que la carne de res. Afortunadamente, hoy en día esta carne es mucho más asequible para el público en general. Para la carne picada, los cocineros aconsejan optar por cortes magros, con menos grasa y tejidos, como la falsa, el morcillo o el redondo. Lo ideal es escoger la pieza y que nuestro carnicero nos la pique en el momento, para preservar su frescura y su sabor.

Tradicionalmente, la base de estos pasteles son las patatas cocidas, aplastadas para crear una masa homogénea. Sin embargo, para hacer esta receta todavía más sencilla, en este pastel de patata y carne te proponemos usar como alternativa puré de patata en copos. Apenas necesitarás cinco minutos para tener listo este puré y su preparación es tan fácil, que es imposible fallar.

Como toque final, añadimos un toque cremoso con un poco de queso Grana Padano, muy aromático y de sabor intenso, ligeramente picante. Así, nuestro pastel de patata y carne quedará mucho más jugoso y con un gratinado dorado y crujiente. Si te ha gustado este pastel de patata y carne, ¿por qué no te animas a probar también el pastel de patata con queso o el pastel de carne al horno? Dentro de nuestra selección de recetas podrás encontrar otras muchas más sugerencias para elaborar pasteles de patata y patatas al gratén, fantásticas para darle un poco de variedad a tus menús diarios. ¡Exquisitos!