Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Cremas

Cremas

Cuando llega el frío, ¿a quién no le apetece una buena crema caliente para entonarse? Las cremas son una de las formas más sencillas de cocinar verduras y hortalizas, además de setas o mariscos. Su textura suave y delicada hace que resulten muy fáciles de tomar, tanto en caliente como frías, incluso para los más reacios a los vegetales. ¡Un verdadero cóctel de vitaminas, con un sabor exquisito!

Dentro de la gastronomía internacional, encontramos cremas tan famosas como la ‘vichyssoise’, de origen francés. La ‘vichyssoise’ tradicional se elabora con puerros, cebolla, patata, leche y nata y suele servirse en frío, aunque actualmente existen infinidad de variantes. En España, merecen una mención especial cremas frías como el gazpacho o el salmorejo, típicas de Andalucía.

Si quieres aumentar la presencia de las frutas y verduras en tus menús diarios, las recetas de cremas que hemos seleccionado para ti representan una forma sencilla y muy apetecible para conseguirlo. Además, las cremas también son una elección fantástica para aprovechar los alimentos de temporada, apostando siempre por la calidad y la frescura.

El invierno es el momento óptimo para el consumo de las alcachofas, el apio, el brócoli, la col lombarda, la coliflor, las espinacas, la endibia, la escarola, los guisantes o el puerro. En verano, el calabacín, la cebolla, las judías verdes, el pimiento rojo o el pepino son algunos de los ingredientes estrella para la elaboración de todo tipo de sopas y cremas frías. Además, también existen muchas verduras y hortalizas disponibles durante todo el año, como las berenjenas, la lechuga, el nabo o la zanahoria.

Junto a las cremas de verduras, también cabe destacar las cremas elaboradas a base de patata, conocidas como parmentier, las cremas de setas, con infinidad de opciones según la temporada, o las cremas de marisco, una forma deliciosa de cocinar estas pequeñas joyas del mar.

Entre las recetas que encontrarás a continuación también se incluyen opciones para vegetarianos y veganos, usando derivados lácteos bajos en grasa, como la leche evaporada, en el caso de las cremas vegetarianas, o la leche de avena, para las cremas veganas.

Lo cierto es que, si hay algo que caracteriza a estos platos, es su versatilidad para adaptarse a todo tipo de alimentos así que, ¡anímate a experimentar con tus ingredientes favoritos! Las especias o los frutos secos también te serán de gran ayuda para aromatizar y dar a tus cremas tu toque personal, totalmente al gusto. ¿Necesitas un poco de inspiración para empezar? ¡Descubre nuestras propuestas!

79 RECETAS