Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Trufas de chocolate

Trufas de chocolate
Receta de Nestlé Postres
Haz clic sobre las estrellas y puntúa esta receta Mejor en otro momento

22

votos
Fácil 8
personas
10 min.
de preparación
Sin gluten

Qué me aporta esta receta...

¿Buscas recetas irresistibles para disfrutar del momento más dulce? Estas trufas de chocolate representan una auténtica delicia para el paladar, gracias a su textura cremosa y el intenso sabor del chocolate negro pero, ¿y si además te dijéramos que solo necesitas diez minutos para prepararlas? Si crees que la repostería casera es demasiado difícil para ti, ¡acepta el reto con esta receta y prepárate para dejarte sorprender!

La primera receta de trufas de chocolate del mundo se atribuye al maestro pastelero francés Louis Dufour. La historia cuenta que en diciembre de 1895, debido a la falta de suministros en su almacén y la gran demanda de clientes, decidió improvisar una receta con los ingredientes de los que todavía disponía: cacao amargo, crema y vainilla. ¡Y así nació este dulce delicioso!

Las trufas fueron bautizadas así por su semejanza con las trufas negras existentes en los bosques de Périgord, en el suroeste de Francia, con un color y una textura rugosa e irregular muy similar al de este dulce. Estas pequeñas bolitas de chocolate constituyen un postre realmente exquisito, muy habitual especialmente durante las fiestas navideñas pero, ¿por qué disfrutarlas únicamente durante el invierno si con recetas tan fáciles como estas, puedes prepararlas tú mismo siempre que quieras?

La repostería suele ser uno de los aspectos más intimidantes del mundo culinario para los cocineros más inexpertos pero, como has podido comprobar, preparar estas deliciosas trufas de chocolate no puede ser más fácil. Con propuestas tan sencillas y rápidas de hacer en casa como esta, ¡seguro que no puedes resistirte a la tentación!

Muchas recetas de trufas incluyen mantequilla o yemas de huevo entre sus ingredientes pero, en esta ocasión, en Nestlé Cocina te ofrecemos una alternativa aún más sencilla, reduciendo esta lista a solo tres elementos: chocolate negro de repostería, nata líquida para montar y cacao puro en polvo, para la cobertura. Si quieres darles un toque diferente, también puedes probar a añadir un poco de licor, como whisky o ron.

Como en cualquier otra receta, una de las claves del éxito está en escoger ingredientes de calidad. Para elaborar estas trufas de chocolate, te recomendamos optar por chocolate especial para repostería, como la gama Nestlé Postres, con un mayor contenido en cacao y menos azúcar que las tabletas convencionales.

El chocolate para postres se funde más fácilmente, pero para facilitar el proceso te recomendamos trocearlo primero en cachitos pequeños. En este caso no necesitaremos recurrir al baño María o al microondas para derretirlo, ya que el calor de la nata será suficiente para conseguir el efecto deseado.

Para conseguir la textura fina y cremosa que hace de las trufas un bocado tan delicioso, asegúrate de que la nata y el chocolate queden bien integrados, removiendo la mezcla si es necesario con ayuda de una espátula, con movimientos lentos y envolvente. Recuerda que, siempre que trabajes con chocolate, ¡la paciencia es un ingrediente fundamental!

Una vez tengas lista la crema de chocolate que servirá de base para estas trufas, déjala atemperar durante unos diez minutos a temperatura ambiente antes de meterla en la nevera. Lo ideal es que la crema se refrigere durante al menos seis horas, aunque muchos maestros pasteleros recomiendan dejarla reposar en el refrigerador durante una noche entera. Así, al día siguiente, la mezcla habrá adquirido mayor consistencia y resultará mucho más fácil de trabajar.

Para darles forma, puedes moldearlas con las manos o ayudarte con una cuchara para manipular la masa lo menos posible ya que, a medida que esta adquiera mayor temperatura, se volverá más pegajosa. Los moldes de silicona o los típicos moldes de papel rizado para magdalenas también son una opción muy práctica para preparar estas trufas de chocolate.

Como toque final, solo tienes que espolvorear las trufas con cacao en polvo y dejarlas enfriar durante al menos una hora en la nevera. ¡Un postre supremo, listo en un tiempo récord!