Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Bizcocho y cobertura de chocolate con leche

195

votos
Fácil 8-10
personas
25 min.
de preparación
40 min.
de cocción

Qué me aporta esta receta...

Bizcocho y cobertura de chocolate con leche
Receta de Nestlé Postres
Haz clic sobre las estrellas y puntúa esta receta Mejor en otro momento

Tarta Sacher, Selva Negra, tarta Ópera, Devil's Food... Las tartas de chocolate son las reinas indiscutibles dentro del mundo de la repostería, un sueño para cualquier amante del dulce con el que gozar del sabor excepcional del cacao. Con esta receta, te invitamos a disfrutar en casa de este pequeño placer siempre que te apetezca, preparando un irresistible bizcocho con cobertura de chocolate con leche que hará las delicias de toda la familia.

Si bien es cierto que la repostería es un ámbito culinario complejo, los bizcochos, y más si son con cobertura de chocolate, son una opción perfecta para introducirse en el maravilloso mundo de los postres y tener el triunfo asegurado. Este bizcocho con cobertura de chocolate con leche convertirá la hora del postre en una fiesta, pero también es un bocado fabuloso para alegrarte la merienda o para acompañar el café... Además, también es una excelente elección como tarta de cumpleaños o, simplemente, ¡porque tú te lo mereces!

A continuación, te explicamos cómo preparar este fantástico bizcocho con cobertura de chocolate por leche, paso a paso. Además, más abajo encontrarás algunos consejos muy prácticos para que aprendas a preparar el bizcocho y cobertura de chocolate con leche como un pastelero experto y te damos algunas ideas para lograr una presentación todavía más espectacular.



Este bizcocho con cobertura de chocolate te seducirá por su textura suave y esponjosa, su sabor intenso y su deslumbrante presentación, que conseguirá que se te haga la boca agua con una sola mirada. Después de conocer esta receta, ¡seguro que no puedes esperar para probarlo! Pero antes, aquí te descubrimos algunos trucos para lograr un resultado perfecto.

Para empezar, ¿qué debemos tener en cuenta a la hora de trabajar con chocolate de repostería? Este tipo de chocolate, también como conocido como chocolate de cobertura, contiene una mayor proporción de manteca de cacao que las tabletas convencionales, por lo que se funde muy fácilmente, lo que lo convierte en un ingrediente idóneo como relleno o cobertura de tartas, pasteles, bombones, brownies, galletas y cupcakes... ¡Sus posibilidades como coberturas de chocolate son casi infinitas!

El chocolate de cobertura negro, con mayor contenido en cacao, es uno de los más usados en repostería, pero actualmente también podemos encontrar en el mercado gamas como Nestlé Postres, con chocolate de cobertura blanco, con leche o praliné, para que puedas variar y preparar postres totalmente a tu gusto. La variedad que hemos elegido para este bizcocho con cobertura de chocolate con leche destaca por su sabor suave y cremoso, que encantará por igual a grandes y pequeños.

A la hora de fundir el chocolate de repostería, es importante tener en cuenta que se trata de un producto delicado y muy sensible al calor, por lo que es fundamental controlar la potencia del fuego para evitar que se queme. Además, el contenido de cacao de cada variedad también influye sobre su temperatura y tiempo de fundido. En el caso del chocolate con leche, serán suficientes con cinco minutos a fuego medio al baño maría.

Si quieres preparar este bizcocho con cobertura de chocolate en un tiempo récord, también puedes fundir el chocolate en el microondas. Trocea la tableta en trocitos pequeños y caliéntalos durante dos minutos a una potencia de 500 vatios. Si después de este tiempo el chocolate no se ha fundido completamente puedes volver a calentarlo durante unos 30 segundos. Cuando fundimos cobertura de chocolate en el microondas, siempre es preferible utilizar intervalos cortos y repetir la operación varias veces que pasarnos con el tiempo y quemar el chocolate.

A la hora de servir el bizcocho y cobertura de chocolate con leche, puedes decorar tu bizcocho con cobertura de chocolate con leche con frambuesas o frutos del bosque o unas nueces, almendras o avellanas trituradas. Y para los más golosos, ¿qué tal si lo acompañamos con un poco de nata o helado de vainilla? ¡Delicioso este bizcocho y cobertura de chocolate con leche!

Sabías que...

¿Sabías que el chocolate de repostería que hemos utilizado para preparar la cobertura de chocolate de este delicioso bizcocho casero contiene un mayor porcentaje de manteca de cacao que las tabletas convencionales? Éste es un toque final perfecto para transformar cualquier postre en un bocado divino, con el que alegrar tus desayunos y meriendas.

El chocolate específico para repostería, como las variedades de la gama Nestlé Postres, se funde más fácilmente, por lo que es ideal para moldearlo o preparar coberturas de chocolate con las que dar a tus postres un acabado brillante, absolutamente irresistible. Si todavía no conoces esa técnica pero tienes ganas de aprender, en Nestlé Cocina te contamos todo lo que necesitas saber para preparar una cobertura de chocolate riquísima. ¡Tus postres quedarán fabulosos!

Para este bizcocho nos hemos decantado por una cobertura de chocolate con leche, pero la gama de Nestlé Postres también cuenta con chocolate de repostería negro, blanco, praliné o negro 70%, que encantará a los amantes de los sabores intensos. Aunque la técnica para preparar la cobertura de chocolate es básicamente la misma, es importante tener en cuenta que cada uno de estos tipos de chocolate se derrite a una temperatura diferente.

Cuanto mayor sea su contenido en manteca de cacao, mayor será la temperatura requerida para fundirlo. Así, el chocolate negro necesita calentarse a una temperatura aproximada de 48º al baño maría para derretirse, mientras que el chocolate blanco la temperatura de fundido oscila entre los 38º y los 40ºC. Además, ¿sabías que puedes conseguir el mismo resultado usando el microondas? En nuestro blog te explicamos cómo derretir chocolate en el microondas, paso a paso, con indicaciones específicas para cada variedad.