Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Magdalenas de chocolate

Magdalenas de chocolate

Si quieres disfrutar de una merienda sana, pero también muy apetitosa, estas magdalenas de chocolate son un bocado perfecto para rendirse al placer del dulce. Magdalenas de chocolate negro, blanco o con leche, con frutas y frutos secos, con mermelada... Con esta deliciosa selección de recetas, ¡imposible no caer en la tentación!

Las magdalenas son uno de los grandes clásicos de nuestra repostería pero, ¿cuál es el origen de este dulce? Muchos historiadores sitúan su origen en España, ligado al Camino de Santiago. Según esta versión, una joven llamada Magdalena preparaba estos pasteles en forma de concha para los peregrinos, que tomarían el nombre de su creadora y se extenderían a lo largo de las diferentes rutas hacia Santiago de Compostela. En Francia, la magdalena tradicional es la magdalena de Commercy, que la criada Madeleine Paulmier preparaba para el rey destronado de Polonia Estanislao I, residente en el castillo de Commercy.

Con el paso del tiempo, junto a estas magdalenas tradicionales aparecieron nuevas variantes, como las magdalenas de chocolate o las magdalenas rellenas. Así, la receta básica de este postre, elaborado con huevos, harina y levadura, se amplía para incorporar nuevos ingredientes como el cacao, los frutos secos, como nueces o avellanas, las frutas, tanto frescas como deshidratadas o confitadas, y ralladura de limón, naranja o vainilla, para aromatizar.

Las magdalenas de chocolate son hermanas de los 'cupcakes' y los 'muffins', tan de moda en la actualidad, pero cuentan con una personalidad propia. La magdalena se caracteriza por su textura suave y esponjosa, que se consigue batiendo bien la mezcla para incorporar aire. Este paso es fundamental para que la masa suba en el horno y las magdalenas adquieran su forma característica, con la parte superior redondeada.

El aceite de oliva también es un ingrediente habitual en las recetas tradicionales, mientras que para los ‘muffins’ y los ‘cupcakes’ suele utilizarse mantequilla. Como ves, si bien estas magdalenas de chocolate no pueden considerarse una receta baja en calorías, el uso de este tipo de grasas vegetales hace que resulten una alternativa más saludable como desayuno, merienda o tentempié para picar entre horas.

Como podrás comprobar a continuación, las magdalenas de chocolate también son una opción ideal para sacar partido a las infinitas posibilidades culinarias del cacao, en todas sus variedades, desde el clásico chocolate con leche al suave chocolate blanco o el chocolate negro, para los amantes de los sabores más intensos. Y si no sabes con cuál quedarte, ¿qué te parecen unas riquísimas magdalenas tres chocolates? ¡Déjate inspirar por estas recetas y endulza tu vida!

10 RECETAS